La farmacología deportiva cobra más relevancia entre los deportistas

El uso de la farmacología deportiva ha tomado más relevancia entre los deportistas que buscan mejorar su rendimiento en su entrenamiento físico.

¿Qué es la farmacología deportiva?

La farmacología deportiva permite ampliar las posibilidades de adaptación del organismo a exigencias que implica el deporte de alto rendimiento. La farmacología deportiva estudia el efecto de los fármacos que aumentan la resistencia física, la estabilidad mental y la capacidad del cuerpo para recuperar, en menos tiempo, el rendimiento del deportista.

¿Por qué es usada con frecuencia por los deportistas?

Últimamente, las sustancias usadas en los deportistas para mejorar su rendimiento en el entrenamiento, se debe al enfoque de alcanzar beneficios para su salud, ya sea perdiendo peso o ganando músculo.Estos no solo ayudan a aumentar el tamaño de los músculos, pues también pueden reducir el daño muscular que se genera durante un entrenamiento de mucho esfuerzo, lo cual ayuda a los deportistas a recuperarse mucho más rápido. Además, sus avances son más rápidos que los naturales, llevándolos a tomar alternativas inmediatas que, por desconocimiento, puede afectarlos al pasar los años.

Algunos de las sustancias más comunes en los entrenamientos físicos

Entre algunos de las sustancias más usadas por deportistas para mejorar su rendimiento:

  • Esteroides anabólicos. Los esteroides anabolizantes, androgénicos o simplemente esteroides, sirven para aumentar la masa y fuerza muscular de los deportistas. Esto es muy común debido a que la principal hormona esteroide anabólica producida por el cuerpo es la testosterona, la cual es exigida por los esteroides anabólicos.
  • Diuréticos. Los diuréticos son drogas que cambian el equilibrio natural de fluidos y sales del cuerpo, lo que conlleva a la deshidratación. La pérdida de agua puede reducir el peso de un deportista, lo cual buscan muchos de ellos. Los diuréticos también son usados por los deportistas para pasar las pruebas de antidoping, pues ayudan a diluir la orina, por ello se les conoce como agentes encubridores.

    Efectos adversos: deshidratación, calambres musculares, mareos, insuficiencia de potasio, presión arterial baja, pérdida de coordinación o equilibrio.
  • Estimulantes. Los estimulantes ayudan en la resistencia, en la reducción de la fatiga, en el control del apetito y en el aumento de la agudeza mental y la agresividad. Existen varios estimulantes que son comunes, como la cafeína o las bebidas energizantes, por ejemplo. Todas estas, si son ingeridas en exceso, pueden perjudicar gravemente la salud de la persona.

    Entre sus riesgos se pueden encontrar: nerviosismo e irritabilidad, insomnio, deshidratación, golpe de calor, adicción. Y entre sus efectos secundarios: palpitaciones cardíacas, anomalías en el ritmo cardíaco, adelgazamiento, temblores, hipertensión, accidentes cerebrovasculares.

Nutrientes esenciales para un entrenamiento saludable

1. Carbohidratos

Para comprender su importancia en el entrenamiento físico y siendo la fuente principal de la glucosa, podemos conocer más de su rol de la siguiente manera: dependiendo la cantidad de carbohidratos que ingiere una persona, determinará la cantidad de glucógeno almacenado y por consecuencia, su capacidad de resistencia durante el ejercicio. Se recomienda que un 55 a 60% de la energía invertida, provenga de carbohidratos, no obstante, dependiendo del tipo de entrenamiento, se incrementa la ingesta hasta en un 70%.

2. Grasas

Hay varios tipos de grasas, entre ellas las grasas saturadas (grasa de la carne de pollo y res, manteca vegetal y de cerdo, aceite de palma, leche entera y sus derivados), las grasas poliinsaturadas (mantequilla y aceites, nueces, almendras, fuentes animales como pescados azules, atún, caballa y trucha) y las grasas monoinsaturadas (aceite de oliva, palta, maní, ajonjolí y sus derivados).

3. Proteínas

Su función principal comprende construir, mantener y reparar tejidos. En el caso de los músculos, si bien pueden hacer uso de las proteínas como fuente de energía, requieren de mucho esfuerzo para lograrlo.

Una buena alimentación que incluya res, pollo, pescado, atún, huevos, o leche, puede ayudar a reforzar la fuente de energía gracias a su carga en carbohidratos. 

4. Agua y Electrolitos

El agua es vital para toda actividad física, sobre todo en casos de entrenamiento en donde la exigencia es mayor.  Por ello, es necesario tomar agua antes, durante y después del entrenamiento en las cantidades adecuadas, para evitar la deshidratación y la disminución del ejercicio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ingresa a tu aula virtual

Si te matriculaste hasta el 30 de setiembre, ingresa aqui

Si te matriculaste desde el 1 de octubre, ingresa aquí

Si tienes problemas para ingresar a tu aula virtual o necesitas soporte, registrate aquí